proyectoS de escalada realizados

EXPERIENCIAS DE CLIENTES 

LA EXPERIENCIA DE PLANTEARTE UN RETO, PLANIFICARLO Y LLEVARLO A CABO.

Desde Picos a vista ofrecemos  la oportunidad de tratar de conseguir esa escalada que siempre quisiste hacer o que ahora tienes en mente, pero que en estos momentos no te sientes preparado para realizarla, desarrollando planificaciones para todos los niveles a un medio o largo plazo de manera que los clientes consigan alcanzarlo de la manera más autónoma posible.

Bajo esta idea surgió esta propuesta que proponemos, la cual esta teniendo cada vez más aceptación y van surgiendo más personas interesadas en disfrutar un camino de experiencias guiadas por guía de montaña profesional, que les lleve a lograr ese reto con la satisfacción de haber superado todo proceso de aprendizaje.


Esta quedando demostrado, que cuando hay una implicación alta tanto por parte del guía de montaña como del cliente que tiene la ilusión de realizar un reto de escalada, uniendo las energías en la consecución de este objetivo, la satisfacción tanto del proceso para conseguirlo como el hecho de lograr el propio reto, producen una satisfacción más que merecedora de ser experimentada.

Las experiencias que a continuación se muestran, así lo atestiguan.

ALBERTO SAN JOSÉ VANESA MOJENA VICTOR COVARRUBIAS

ALBERTO SAN JOSÉ

Alberto San Jose, a sus 57 años,  amante de la montaña y del deporte, siempre inquieto y dispuesto a marcarse nuevos retos, bajo su lema de seguir sintiéndose vivo e ilusionado se planteó el ascender el Naranjo de Bulnes sin haber tenido nunca antes un contacto previo con la escalada. Tras un año intenso de actividades y días de formación, conseguíamos coronar la cima del Picu por la vía Cepeda. Sus palabras al concluir con exito su proyecto lo dicen todo:
"Después de unas horas de finalizado este primer proyecto de montaña con Raúl, me quedo con la enorme satisfacción de ....haberlo dicho y haberlo hecho.
Afrontar hace algo menos de un año un reto que excedía con mucho mis competencias, suponía un camino plagado de dudas.
Podría poner determinación, constancia, ilusión...pero esto no era suficiente, sin una buena orientación técnica, que fuese capaz de ajustar el objetivo y orientar el trabajo en la buena dirección.
Quiero agradecer a Raúl su sabio y certero acompañamiento en este proyecto, que me haya permitido ajustar un peldaño más el reto para subir la Cepeda, pero sobre todo, quiero agradecerle "el viaje" que ha supuesto este proyecto, y el trabajo constante, consecuencia por el que se alcanzan las metas.
¡En Septiembre empezamos otro!.".
Así terminaban las palabras que dedicaba Alberto, sin lugar a duda un cliente que se convierte en amigo y con el que el aprendizaje se ha convertido en recíproco en este camino hasta llegar a la consecución de su pequeño gran sueño, la cima del Urriellu por la vía Cepeda.